Acuasec | Cómo solucionar problemas de moho en una cocina

Cómo solucionar problemas de moho en una cocina

Cómo solucionar problemas de moho en una cocina

El moho es un hongo multicelular que produce esporas tanto en espacios cerrados, como en el ambiente. Una de las principales causas de aparición es la humedad, la cual crea el ambiente perfecto para que estos microorganismos se puedan reproducir.

Esto significa que los espacios donde la humedad por capilaridad, condensación o filtración es constante, pueden tener diferentes tipos de cultivos de moho. Cuartos de ducha, tuberías de agua, paredes cercanas a ventiladores o calefactores y a cocina, son los principales lugares afectados por este tipo de hongo.

No obstante, lo cierto es que pueden reproducirse y expandirse en diferentes espacios del hogar u oficina, sobre después de una inundación. El moho es sumamente perjudicial para los humanos, pues afecta la salud al provocar dificultades para respirar, asma, alergias, infecciones pulmonares, disminución del sistema inmunitario y mucho más.

Existen muchos riesgos laborales por humedad, pero el moho que provoca es más perjudicial debido a las esporas tóxicas que desprenden. Al ser este un problema que debe atenderse con antelación, en Acuasec te ayudaremos brindándote la forma más efectiva para solucionar la aparición del moho en una cocina.

¿Cómo saber si se tiene moho en la cocina?

Aunque el moho es indetectable antes de volverse visible, hay ciertos aspectos que pueden indicarte que en un zona se están extendiendo este tipo de microorganismos. En primero lugar, debes verificar las zonas que son propensas a tener este tipo de problemas, que son el sótano, los azulejos del baño, las paredes, el interior de muebles que están bajo la cocina,  el baño, etc.

Debes comprobar cualquier cambio en la tonalidad de las superficies, sin importar el tipo de material del que esté hecho. Se sabe que el moho puede producirse en tela, madera, piedra, paredes de yeso, ladrillos, entre otros. La zona afectada comienza a tener una coloración diferente. En el caso de moho negro, Stachybotrys chartarum, será una o varias manchas oscuras y verdosas que tendrán una textura pegajosa.

Cuando el moho ya se ha asentado en un espacio, comienza a dañar el material e incluso la estructura de la superficie. Es común que la pintura se desconche, se oscurezca y se caiga. La madera y los cimientos porosos tienden a ser fácilmente afectados por la humedad y el hongo.

Un signo indiscutible es el olor. Incluso si aún no es capaz de notarse, puede despedir un aroma desagradable que muchos describen como rancio y húmedo. Si en un espacio se produce este aroma, además de que las personas comienzan a tener irritaciones en la nariz y garganta y estornudos frecuentes, es probable que se esté extendiendo el moho.

Debes tener cuidado con esto, pues a pesar de tener un olor poco agradable, estar constantemente en un espacio infectado hace las personas se acostumbren al aroma. Es aconsejable atender el problema, apenas comience a surgir.

Soluciones a los problemas de moho en una cocina

Antes de tomar cualquier acción, debes saber que el aire acondicionado no elimina la humedad, pero puede ayudar a disminuir la condensación. En estos casos, lo más recomendable es ventilar la casa. Mantén las ventanas y las puertas abiertas, permitiendo así que circule el aire.

La oscuridad, el calor, la humedad y materiales con susceptibles, pueden hacer que el moho negro aparezca entre 24 a 48 horas después de infectar una superficie.

Cuando quieras eliminar el moho de una cocina, debes protegerte de las posibles toxinas que pueda desprender. Por eso, tienes que usar guantes, gafas, mascarillas N95 y cubrir tu cuerpo para evitar que las esporas entren en contacto con tu piel.

La protección es importe, así que evita tocar por ti mismo el hongo, en cambio, utiliza objetos como escobas, cepillos, paños, etc. A continuación, te diremos algunos métodos que pueden ayudarte a eliminar el moho de la cocina.

Limpiar con lejía

Debes tener cuidado cuando limpies con lejía, también conocida como cloro, este es un químico bastante fuerte, así que su uso debe ser limitado o en pocas cantidades. Si quieres eliminar moho de tu cocina, entonces cada litro de agua que emplees, solo debe contener 20 ml de lejía.  Este producto matará el microorganismo en 10 minutos como máximo.

Con una esponja, limpia el producto. Todos los objetos que uses para limpiezas, ya sea esposas, paños, cepillos, etc., deben ser desechados de forma inmediata y no deben dejar pelusas. Después de la primera limpieza, debes realizar el procedimiento por segunda vez, para asegurar que el moho esté correctamente eliminado. Al desinfectar una zona, debes asegurarte que el espacio esté ventilado.

Limpiar con amoníaco líquido

Otro producto que debes manejar con cuidado, pero que es una excelente opción para eliminar el moho en tu hogar, es el amoníaco líquido. En el caso de este químico, cada litro de agua debe posee únicamente una tapa del amoniaco. La mezcla debe ser esparcida en la zona afectada y debe dejar actuar 15 minutos máximo.

Similar al caso anterior, el paño o elementos que empleen para limpiar debe ser desechado y hay que mantener una correcta circulación del aire durante todo el procedimiento.

Nunca debes mezclar lejía con amoniaco, estos productos se utilizan por separado porque juntos pueden provocar una reacción química peligrosa para los humanos.

Por otro lado, no debes usar más de la cantidad recomendada, pues son altamente corrosivos y dañinos para la piel y  para ciertos materiales de construcción. Siempre deben diluirse con agua y hay que evitar que entren en contacto con la nariz, ojos y boca.

Algo que debes tener en cuenta es que si bien puedes eliminar el moho, esta solución no es permanente. Necesitas solucionar el problema que origina la proliferación de estos microorganismos. La humedad siempre es el principal culpable.

Hay diferentes tipos de humedades que tienes distintos orígenes. Te aconsejamos ponerte en contacto con una empresa de humedades como Acuasec.

Tenemos más de dos décadas en el negocio de la humedad y sus consecuencias. Sabemos cuál es el mejor sistema para eliminar las humedades por capilaridad, condensación y capitalidad. Puedes ponerte en contacto con nuestro equipo llamando al 902 922 352.

Sin comentarios

Deja un comentario

Le llamamos gratis